Teoría del color y su importancia en la pintura al óleo

Cuando se trata de realizar cuadros, ya sea que se utilicen pinturas acrílicas, acuarelas u óleos, la correcta combinación y manejo de los colores es esencial, ya que así es que será posible aplicar los matices y tonos deseados, incluyendo también la cantidad de luz y plasmado de realidad. Siendo, así, hoy estaremos abordando la teoría del color y su importancia en la pintura basada en óleo.

Para iniciar, la teoría del color clásica es la que explicaremos en detalle a continuación, debido a sus efectos prácticos en cuanto al pintado de cuadros al óleo se refiere. Y es que, dicha teoría del color es la que nos enseña los colores primarios, secundarios y terciarios, siendo por más sencilla que parezca el inicio de un espectro mucho más complejo que empieza desde allí.

Rueda de colores o círculo cromático

El círculo cromático o rueda empieza con los colores primarios; el amarillo, el azul y el rojo, siendo los que no pueden mezclarse y son la base para obtener los demás existentes. Luego, pasamos a los colores secundarios; el púrpura que se origina de la mezcla de rojo y azul, el naranja que se obtiene de la combinación de rojo y amarillo, así como el verde que se da del azul y amarillo.

Luego, tenemos los colores terciarios que se dan de la combinación de un color primario con un secundario, los cuales son en realidad tonalidades distintas de los colores secundarios, siendo ejemplos claros el verde azulada o el naranja rojizo.

Otros conceptos relacionados con el color

Por otro lado, en la escala cromática hay tonos que no aparecen porque son colores que se obtienen en combinaciones desiguales, incluso siendo mezclas de los tres tipos existentes más su complemento. Dichos colores son los quebrados o tierras, siendo un claro ejemplo el ocre; resultado de la combinación de amarillo con violeta, su complemento directo.

También, están el tipo de colores neutros que son el blanco, el negro y el gris, los cuales tienen una función de aclarar y oscurecer otros colores en cuanto a su luminosidad y tono, así como tener la particularidad de que el negro puede obtenerse, mientras que el blanco no como sucede con los colores primarios.

Por último, aparte de la combinación y manejo de colores que resulta tan esencial en la pintura al óleo, deben manejarse también los conceptos de tono; siendo el estado puro del color y su esencia en sí, el valor o luminosidad; siendo la claridad u oscuridad de un color específico, así como también la saturación o intensidad; relacionado con la viveza o palidez del color.

comprar-cuadros-al-oleo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

I'm not a spammer This plugin created by memory cards
Share This